Por qué pasa lo que pasa?

Ponerles números a las cosas nos permite ver errores que tal vez no veíamos, o que se lo atribuíamos a otros fenómenos o simplemente buscar nuevas estrategias.